Propuesta 30. ¡La altivez del Sur!

FOTOS-PLAN-30

Avanzar en la construcción de un mundo multipolar, fortalecer la soberanía nacional y la integración de los pueblos del Sur, y consolidar el principio de la Diplomacia Ciudadana.

La Revolución Ciudadana ha recuperado la soberanía del país, antes subordinada a intereses internacionales. Nuestra política exterior busca ampliar las relaciones exteriores hacia nuevas fronteras, sin tutelas ni imposiciones, con respeto al derecho internacional y por medios pacíficos, pero también de acuerdo a los intereses de nuestro pueblo, a cuyo mandato respondemos. Hemos fortalecido nuestra posición en Latinoamérica y en el mundo. Continuaremos implementando una política de inserción estratégica y soberana. Seguiremos ampliando nuestras relaciones políticas y económicas hacia un mayor número de países, en Medio Oriente, Europa Oriental, Asia Central, Lejano Oriente, África y América Latina, con el objetivo de fortalecer las relaciones Sur-Sur y de conformar un bloque de países que resistan el abuso del poder militar, político y económico de las grandes potencias internacionales.

El Ecuador ya no es un país servil a los intereses de los países hegemónicos. La Revolución Ciudadana ha dotado a nuestra política exterior de un discurso y una práctica soberana, autónoma, que ahora sí representan los intereses del país y no los de las élites económicas y políticas. Somos un país innovador, dinámico, con una política propositiva y proactiva, tanto en el ámbito de nuestras relaciones bilaterales como en los foros multilaterales, donde la voz y las propuestas transformadoras del Ecuador son referencia para la toma de decisiones. Nuestra visión es de largo plazo, de transformación profunda del orden internacional. Sin embargo, somos conscientes de que una  postura firme en los foros internacionales no es suficiente. Por ello, y para avanzar en la construcción de un mundo más justo y pacífico, el Ecuador plantea una acción radical por la reforma del orden internacional y de sus instituciones, para construir un nuevo multilateralismo, democrático, universal, al servicio de la paz y el desarrollo de los estados y sus pueblos. El objetivo es dotar al mundo de una nueva arquitectura de gobernanza global, donde el Derecho Internacional se respete y se haga respetar; donde todos los estados tengan iguales derechos y obligaciones, y donde se proscriban las medidas de fuerza.

Para el nuevo período 2013-2017 nos planteamos radicalizar la agenda de movilidad humana del Gobierno de la Revolución Ciudadana. Postulamos el principio de Ciudadanía Universal. Mientras los países ricos pregonan el libre tránsito de mercancías, persiguen a los migrantes. Para nosotros los seres humanos son más importantes que las mercancías. Continuaremos defendiendo los derechos de nuestros migrantes en el exterior y promoviendo la integración de los extranjeros en nuestro el país.  El Ecuador es solidario y cree en la resolución pacífica de los conflictos. Frente a conflictos internacionales, jamás cerraremos las fronteras para acoger a asilados y refugiados.

La Diplomacia Ciudadana articula aquellas acciones realizadas por el servicio exterior para proteger y facilitar el ejercicio de derechos de los ecuatorianos, hombres y mujeres, radicados fuera del país.  El objetivo es profundizar en la oferta y calidad de servicios que se brindan en los lugares donde radica la población ecuatoriana, que permiten mantener y fortalecer sus vínculos familiares, comunitarios, culturales, políticos, económicos y científicos. Con este enfoque se busca tener un contacto más humano y cercano con nuestros migrantes.

LÍNEAS DE ACCIÓN

• Promover la solución pacífica de las controversias internacionales y la no intervención en asuntos internos de otras naciones, el respeto a la soberanía de los estados y la prohibición del uso o amenaza del empleo de la fuerza.

• Denunciar en todos los ámbitos multilaterales los crímenes de agresión y actos que violentan la soberanía de otros estados, afectando su seguridad interna, la dignidad de los pueblos, la paz y seguridad mundial.

• Promover el desarme universal, tanto en el ámbito de las armas convencionales–impulsando mecanismos para reducir la acumulación de armas en el mundo y la adopción de instrumentos internacionales jurídicamente vinculantes que transparenten el gasto militar– como de las armas nucleares, químicas y biológicas.

• Fortalecer el Sistema Regional de Seguridad y promover su institucionalización de acuerdo a principios de seguridad cooperativa, con responsabilidad compartida, interacción y coordinación permanente entre las instituciones nacionales vinculadas con la Agenda de Seguridad. Priorizar el fortalecimiento del Consejo Suramericano de UNASUR.

• Continuar impulsando la democratización de los organismos internacionales, en especial de Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Organización de Estados Americanos (OEA), en íntima coordinación con los demás países de la región. Fortalecer el rol del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, evitando su manipulación con fines políticos. Impulsar el debate y los acuerdos regionales sobre la necesidad de una reforma del Sistema Interamericano de Derechos Humanos, dirigida a generar mecanismos de financiación que no comprometan su independencia e imparcialidad, a eliminar la influencia que en él tienen intereses privados y corporativos, y su eventual adscripción de sus instituciones a mecanismos regionales de integración de América Latina y el Caribe.

• Desplegar una diplomacia activa con todos los países y organismos internacionales para lograr un Acuerdo Internacional que establezca el reconocimiento de los derechos de la naturaleza. Demandar el establecimiento de una nueva ronda de compromisos vinculantes para el Protocolo de Kioto, con metas ambiciosas de reducción de emisiones de los países desarrollados en sus propios territorios, y que establezcan compensaciones para evitar emisiones.

• Posicionar la política migratoria ecuatoriana en los diálogos multilaterales y bilaterales y reuniones de alto nivel. Promover en dichos ámbitos los conceptos de Ciudadanía Universal, derecho a migrar y justicia transnacional en el contexto de la propuesta del Buen Vivir. Rechazar y denunciar las políticas y prácticas racistas y xenófobas que atentan contra las personas migrantes. Promover la persecución de los delitos de trata y tráfico de personas. Denunciar los convenios e instrumentos jurídicos que no estén acordes a la nueva política migratoria de la Revolución Ciudadana.

• Prestar servicio a la población residente en el exterior con calidad y calidez. Reforzar la red consular, sobre todo en los lugares de más alta migración, para mejorar la oferta de servicios a la población ecuatoriana residente en el exterior. Entre otros, la automatización de procesos administrativos;   la asistencia jurídica y apoyo para paliar las consecuencias de la crisis económica y la vulneración de los derechos de la población migrante; la promoción de la afiliación voluntaria al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS);   el establecimiento de protocolos para atender las necesidades de la población re-emigrada a un tercer país por efectos de la crisis; y reforzar los vínculos entre la sociedad civil organizada y el servicio diplomático.

• Capacitar de maneracontinua del cuerpo diplomático y todos los funcionarios que nos representan en el servicio exterior en materia de movilidad humana, globalización, cambio climático y principios de Diplomacia Ciudadana así como en el enfoque de derechos de la política migratoria consagrado en la Constitución de la República.

• Proteger y promocionar de los derechos de las y los extranjeros en el Ecuador. Poner en marcha un programa de regularización para estas personas en nuestro país. Garantizar el acceso a la educación a los niños y niñas foráneas que radican en nuestro país, así como su acceso a salud y vivienda.

• Continuar el trabajo realizado en materia de refugio: el Ecuador acoge e integra a miles de personas refugiadas necesitadas de protección especial, de acuerdo al principio de corresponsabilidad. Posicionar el aporte de los migrantes no solo para el país de origen sino, y sobre todo, para el desarrollo de los países de destino en los ámbitos económico, político y socio-cultural.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en 35propuestas, revolución soberanía. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Propuesta 30. ¡La altivez del Sur!

  1. fabiell dijo:

    este gobierno cambio ell modo comun de gobernar una nacion

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s